Llegar a finales de septiembre con exigencias parece todo un contrasentido para cualquier equipo que no pertenezca al selecto club de los ‘grandes’. En 2006, justo un mes después de iniciar la temporada, eso mismo le sucedía al Celta, que se jugaba la clasificación para la fase de grupos en la UEFA Europa League a la vez que protagonizaba un muy mal inicio de liga.
José Luis Rodríguez Sánchez | Tinta Celeste

Tres días después de haber logrado una trabajada victoria en Lieja, Fernando Vázquez colocaba un once en Montjuic prácticamente idéntico al dispuesto en el estadio Maurice Dufrasne. En esta ocasión el planteamiento solo fue válido para los primeros 45 minutos, en los que el Celta consiguió maniatar al Espanyol de Ernesto Valverde. En cambio, la continuación demostró que el físico pasa factura, de manera especial a aquellos futbolistas que no acostumbran a jugar encuentros oficiales entre semana. A pesar de que los periquitos también disputaban competición europea, el ritmo loco que adquirió el choque en la segunda mitad perjudicó a los célticos y el marcador señaló un 2-1 definitivo para los de casa. Una jugada mal defendida a balón parado —hace diez años también sucedía— y un contragolpe que condujo Tamudo pesaron más que el tanto que anotó Canobbio de falta directa.

Una semana más tarde llegaba Osasuna a Balaídos. El Celta buscaba su primer triunfo como local ante un adversario que venía de caer en la previa de la Champions. El equipo navarro se encontró con un rival lento, pesado y carente de ideas para desarmar su granítico entramado. Por si fuera poco, un nuevo despiste a pelota parada permitió a Valdo marcar el primer tanto de un choque que terminó por convertirse en pesadilla para los de celeste. Los navarros, bien plantados, no encontraron excesivas dificultades para frenar el desordenado ataque céltico. Una oportunidad para Jesús Perera, aclamado en aquellos días como Bota de oro, fue el magro bagaje de los de Vázquez para intentar colocar las tablas. Tras la expulsión de Ángel, todo fue más fácil para Osasuna, que en la prolongación consiguió sentenciar el partido con un segundo tanto.

standard2_bqwsi_ocaaea2ty
Matías Lequi y Marouane Fellaini fueron de la partida en el choque disputado en Balaídos en septiembre de 2006 (Foto: El Celta en imágenes)

Tregua en Balaídos

Así las cosas, el Celta llegaba al partido de vuelta frente al Standard de Lieja instalado en una situación preocupante. Por entonces todavía se argumentaba que el cansancio y las desafortunadas actuaciones arbitrales tenían mucho que ver en el mal inicio de temporada. Pocos meses más tarde las excusas dejarían paso a las auténticas razones de la desastrosa campaña que iba a completar el equipo.

El 28 de septiembre de 2006, no obstante, se iba a vivir una tregua en un Balaídos semivacío. Fernando Vázquez decidió, por fin, oxigenar parte de su línea de tres cuartos y conceder un descanso de inicio a Fabián Canobbio y Gustavo López, un tanto sobrecargados de minutos. Jorge Larena y Antonio Núñez formaron en el once inicial junto con Nené y con la referencia de Fernando Baiano arriba. En línea de zagueros, Tamas y Lequi quedaban flanqueados por Ángel y Placente, mientras que Esteban se situaba bajo palos. En el Standard la gran novedad con respecto al partido de ida venía marcada por la alineación de un joven de 18 años llamado Marouane Fellaini. El actual jugador del Manchester United participó en aquella tarde durante 82 minutos, tras los que dejó su sitio a otra joven promesa de 17 años y que respondía al nombre de Axel Witsel. Ni uno ni otro llamaron la atención en aquel partido, aunque en el caso de Witsel hay que decir que Balaídos fue el primer estadio que le vio participar en una competición continental.

El equipo llegó a la última jornada de liga con opciones de mantener la categoría

Aun con todo, el partido no comenzó bien para los de casa. Un Celta nervioso e impreciso acusaba los problemas de la competición doméstica y el Standard dispuso de un par de buenos disparos de Rapaić que Esteban se encargó de neutralizar. Por suerte, en el minuto 21 un centro de Antonio Núñez desde la banda encontró la colaboración involuntaria de Simarana Dembele, quien no pudo despejar un balón que terminó cayendo en los pies de Fernando Baiano. El brasileño, con sangre fría, chutó ajustado y batió al guardameta Olivier Renard. Era un gol necesario para tranquilizar los ánimos pero que no había llegado como consecuencia del fútbol de los de celeste, sino de una acción mal defendida por los belgas. A pesar de contar con dos goles de ventaja en la eliminatoria, la sensación que flotaba en el estadio era de que si el Standard marcaba un gol los nervios podían traicionar al equipo.

standard3_72038593
Fernando Baiano consiguió dos tantos ante el Standard (Foto: Getty Images)

Nada más iniciarse la segunda mitad Sergio Conceição lo tuvo muy cerca pero se encontró con un gran Esteban enfrente. En el minuto 64 los temores se confirmaban cuando el colegiado italiano Matteo Trefoloni decretaba una pena máxima a favor de los visitantes. El lanzamiento de Karel Geraerts no encontró las redes célticas gracias a una nueva gran intervención del cancerbero asturiano. Balaídos respiró aliviado. Pocos minutos después ingresaba en el campo Canobbio, quien a los pocos segundos de entrar iba a colocar con su pierna ‘mala’ un balón en la escuadra belga para situar el 2-0 que por fin parecía sentenciar la eliminatoria. En el minuto 83 una gran combinación entre Canobbio y Baiano permitía a este último deshacerse del guardameta belga y marcar el 3-0 a placer.

Quien mal anda…

El Celta se clasificaba así para la fase de grupos, si bien el 4-0 global no reflejaba las complicaciones que el club olívico se había encontrado en un Standard que mereció marcar algún gol. Eintracht de Frankfurt, Newcastle, Fenerbahçe y Palermo se convertirían pocos días más tarde en compañeros de viaje de los de Vigo. Por entonces la liguilla correspondiente a la fase de grupos se jugaba a una sola vuelta y el Celta consiguió superarla tras sumar una victoria, dos empates y una derrota. Más adelante, en los dieciseisavos de final, se eliminó al Spartak de Moscú para caer en cuartos ante el Werder Bremen de Thomas Schaaf.

BELGIUM SOCCER JL DAY 20 STANDARD ROESELARE
Balaídos vivió el debut europeo de Axel Witsel (Foto: futbolexclusivo.com)

La victoria resultó balsámica y el equipo pareció entonarse ligeramente en la competición doméstica. Pero a partir del mes de noviembre las cosas comenzaron a complicarse seriamente. Desde la victoria lograda en Riazor en la jornada 11 hasta que se venció de nuevo, ya con Hristo Stoichkov en el banquillo, al equipo blanquiazul en Balaídos, el Celta tan solo fue capaz de ganar un encuentro, el que disputó en Pamplona ante Osasuna. Por el contrario, se acumularon durante ese tramo de temporada un total de nueve derrotas. Aun con todo, el equipo llegó a la última jornada de liga con opciones de mantener la categoría pero el triunfo del Betis en el Sardinero hizo inútil la victoria de los de celeste sobre el Getafe.

En el Standard la gran novedad con respecto al partido de ida venía marcada por la alineación de un joven de 18 años llamado Marouane Fellaini

Fue un triste colofón a una convulsa temporada, en la que en ningún momento se encontró una estabilidad deportiva. La sobriedad de la que había hecho gala el equipo durante el curso anterior no apareció por ningún lado y el Celta se veía condenado a un peregrinaje por la División de Plata que iba a prolongarse durante cinco largos años. Desde entonces no se ha vuelto a pisar Europa hasta la presente temporada. El jueves, como sucedió hace más de una década, Balaídos se preparará para afrontar un encuentro clave de cara al porvenir europeo del Real Club Celta. Y, tal y como sucedió entonces, el Standard de Lieja será el rival a superar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s